Australia en 15 días

Recorrer Australia en 15 días es misión imposible. Nos harían falta meses para poder conocer Australia en profundidad. Sin embargo, como no somos millonarios ni tenemos la suerte de contar con todo el tiempo del mundo para viajar, nos tuvimos que conformar con dos semanas de vacaciones. Por eso, como ya comentamos en el post sobre consejos para viajar a Australia, lo primero que hicimos fue trazar una ruta, que finalmente nos llevó a la parte más popular y visitada de Australia, su costa oriental.

En estos quince días vimos ciudades fantásticas, playas de infarto, canguros, cocodrilos, ballenas, arrecife de coral, insectos luminosos y mil maravillas más.

Nos quedó muchísimo por ver, pero, desde luego, mereció la pena. Como ya os hemos contado muchas veces, nuestros viajes suelen ser muy concentrados, pues disponemos de poco tiempo libre. Por eso, esta ruta por Australia en 15 días no es recomendable para slow travel, ni para personas que prefieren viajar visitando pocos sitios, quedándose mucho tiempo en ellos. Esta ruta es, podría decirse, para viajeros un poco adictos que busquen una sobredosis de experiencias. Qué le vamos a hacer, ¡somos así!

Si vosotros también disponéis de poco tiempo, pero no os gusta perderos nada, aquí os dejamos nuestra ruta de 15 días por la costa occidental de Australia, desglosada por jornadas. ¿Estáis preparados?

Qué ver en Australia en 15 días

Día 1: Sídney

Ópera de Sídney

Nos saltamos los vuelos de ida para comenzar ya directamente nuestros 15 días en Australia en la primera ciudad que visitamos, Sídney. Nosotros llegamos este mismo día de madrugada, por lo que, tras una buena ducha, ya salimos a explorar la ciudad. En este primer día pudimos echar un vistazo rápido al distrito financiero, la Ópera, Circular Quay y The Rocks. Aunque Sídney sea una ciudad enorme, el recorrido por esa zona del centro se puede hacer perfectamente a pie.

Día 2: Sídney

En este segundo día visitamos el Fish Market de Sídney y nos alejamos del centro para visitar una de las playas más famosas de Australia: Bondi. Existen otras playas casi tan famosas como esta, pero elegimos esta por ser, tal vez, la más icónica. Allí nos encontramos surferos, murales espectaculares y un ambiente muy especial.

Día 3: Blue Mountains

Mirador en Blue Mountains

Aprovechamos esta jornada para abandonar la ciudad y visitar uno de los entornos naturales más famosos de los alrededores: las Blue Mountains. Este paraje natural cerca de Sídney te deja boquiabierto por el color azulado del paisaje, que se ve así por los eucaliptos, y porque sus cañones y barrancos son dignos de ver. Además de senderismo, en la zona es posible subirse en un teleférico que, de tan empinado, te deja sin aliento.

Día 4: Sídney y vuelo a Brisbane

La mañana de esta última jornada en la ciudad la utilizamos para recorrer a pie los puntos más destacados de la zona centro. Por la tarde, abandonamos definitivamente Sídney y tomamos un avión hasta nuestro siguiente destino: Brisbane.

✅ Puedes consultar aquí nuestro post sobre qué ver en Sídney gratis.

Día 5: ballenas y gusanos bioluminiscentes

Aprovechamos que estábamos en invierno, la época del año adecuada, para avistar a nuestras queridísimas ballenas jorobadas. Como nos pegamos un madrugón, por la tarde tuvimos tiempo de subirnos al coche y bajar hasta el Parque Nacional de Springbrook para ver los gusanos bioluminiscentes de Natural Bridge. Nos quedó pena de haber llegado cuando ya había anochecido, pues dicen que Springbrook es espectacular e ideal para hacer senderismo. Eso sí: el espectáculo de los gusanos luminosos nos pareció surrealista y como sacado de otro planeta.

✅ Puedes ver aquí el post sobre gusanos luminosos en Australia.

Día 6: North Stradbroke Island

No podíamos visitar Brisbane y no ir a alguna de las fantásticas islas que se pueden visitar por la zona. Nuestra elección inicial había sido Moreton Island, aunque el día anterior nos avisaron de que se había cancelado nuestra excursión, por lo que finalmente visitamos North Stradbroke Island como alternativa. No nos defraudó: canguros, koalas, ballenas, playas y mucho más.

✅ Consulta aquí nuestro post sobre North Stradbroke Island.

Día 7: ballenas jorobadas y vuelo a Cairns

Sí, habéis leído bien: ballenas de nuevo. En esta región es posible ver a las ballenas saltando, dando aletazos y haciendo todo tipo de acrobacias, por lo que no nos cansan nunca. Por la noche abandonamos Brisbane para dirigirnos a Cairns, nuestro siguiente destino.

Día 8: arrecife de coral y Cairns

Por la mañana nos embarcamos para hacer esnórquel en el arrecife de coral, una experiencia que no olvidaremos nunca. Ya de regreso, tuvimos algo de tiempo para recorrer la bonita Esplanade de Cairns. Visitar el arrecife de coral es uno de los grandes atractivos de cualquier viaje a Australia, y nosotros no queríamos perdérnoslo. Solo podemos decir una cosa: los que opinan que es uno de los lugares más bonitos del planeta, tienen razón. Es una pena que cada vez esté sufriendo más episodios de blanqueamiento por culpa del aumento de las temperaturas…

✅ Lee aquí nuestro post sobre el arrecife de coral desde Cairns.

Día 9: Daintree Rainforest

Pasarela en Daintree Rainforest

Este día abandonamos Cairns de forma temporal para dirigirnos al bosque tropical de Daintree, la maravillosa selva tropical a un par de horas de distancia. Hicimos un paseo en barca por el río Daintree y, a continuación, tomamos el ferri para cruzar al otro lado del río y empezar a visitar los impresionantes paisajes de la región. Como colofón, hicimos una ruta nocturna por la selva tropical para ver animales que solo salen de noche. En Daintree experimentamos la Australia más salvaje; esa en la que el cocodrilo es el rey y hay arañas y plantas que pueden matarte en un santiamén. Toda una experiencia natural. 😉

✅ Consulta aquí nuestro post sobre el Bosque tropical de Daintree.

Día 10: Daintree, Cape Tribulation y Port Douglas

Aprovechamos este día para recorrer algunos de los lugares más interesantes de la selva y llegamos hasta Cape Tribulation, donde selva y mar se unen dando lugar a un paisaje fascinante. Es curioso, porque nos dimos cuenta de que había otro lugar en el que existía un paisaje muy similar: Brasil. Y es que no se puede negar que estos dos territorios, hace millones de años, estuvieron muy próximos el uno del otro :).

Después abandonamos Daintree de regreso hacia el sur para ir a nuestro siguiente destino: Port Douglas. Allí paseamos por la orilla del mar en una playa gigantesca, jugamos con unos pequeños cangrejos y disfrutamos de un maravilloso atardecer sobre el mar de Coral, una experiencia fascinante en el que pudimos presenciar una de las puestas de sol más bonitas que habíamos visto hasta la fecha.

✅ Consulta aquí nuestro post sobre Cape Tribulation y Port Douglas.

Día 11: arrecife de coral en Port Douglas

Arrecife de coral en Port Douglas

Volvemos al arrecife de coral, pero esta vez desde Port Douglas para poder visitar una parte diferente. Aunque ya habíamos visitado la Gran Barrera de Coral pocos días antes, la experiencia nos pareció diferente y no nos dio la impresión de estar repitiendo, puesto que los atolones son distintos y los animales que vimos también. Esa misma tarde volvemos a Cairns.

✅ Consulta nuestro post sobre la Gran Barrera de Coral en Port Douglas.

Día 12: Melbourne y pingüinos

Tomamos un avión por la mañana para desplazarnos a nuestra última gran ciudad, Melbourne. Como el vuelo es bastante largo, llegamos ya por la tarde y aprovechamos el fin de jornada recorriendo St. Kilda y visitando uno de los lugares más especiales de la ciudad: la colonia de pingüinos que vive en el muelle.

Cría de Pingüino en Melbourne

Y es que en Melbourne viven unos vecinos muy especiales, una pequeña colonia de pingüinos azules. La gente que visita Melbourne suele hacer una excursión a Penguin Island para ver la llegada de los pingüinos al anochecer, sin saber que en la propia ciudad se pueden ver de forma gratuita y acompañados de un grupo de voluntarios que velan por la seguridad de los animales e informan a los visitantes sobre los detalles de la colonia.

✅ Consulta aquí nuestro post sobre qué ver en Melbourne.

Día 13: Great Ocean Road

Este día alquilamos un vehículo y comenzamos nuestra primera etapa de la famosísima Great Ocean Road. Dormimos en Apollo Bay.

Día 14: Great Ocean Road

12 apóstoles en la Great Ocean Road

Seguimos la ruta por la Great Ocean Road, empezando por el cabo Otway y tomando la ruta de vuelta a Melbourne por la carretera del interior desde Warrnambool.

Día 15: Melbourne y regreso a casa

Nuestro viaje estaba llegando a su fin y quisimos aprovechar nuestro último día en Melbourne visitando el centro financiero de la ciudad y paseando junto al mar para disfrutar al máximo de nuestras últimas horas en Australia. Por la noche, tomamos el vuelo que nos llevaría de regreso a España. Melbourne fue el punto final de nuestros 15 días por Australia.

¿Os ha gustado nuestra ruta por Australia en 15 días? ¿Creéis que nos ha faltado algo? ¡Podéis dejarnos vuestros comentarios!

También puede gustarte...

12 Comments

  1. Un viaje muy bien aprovechado!

  2. Estupendooo

  3. ¡Hola chicos! Es cierto que en un viaje único a Australia lo más común es visitar su costa oriental, ¡pero es que es preciosa! ¿Quien se puede resistir a ese arrecife de coral? Me ha encantado volver a recorrer Australia con vosotros, es uno de los lugares sobre los que veo más documentales… ¡Es una adicción! Coincidimos en que cuando el tiempo es corto, y te gustaría tener mucho más, es imprescindible ir con la ruta pensada, para tener una idea de lo que vas a poder ver, eso sí, siendo realistas. También solemos dejar un poco de tiempo para los imprevistos para que ante uno no nos impida ver todo lo que teníamos pensado… Me lo guardo para cuando vayamos a Australia, que ya tengo claro que se está acercando el momento. Un abrazo.

    1. Pues si estáis pensando en ir a Australia os animamos a que os lancéis, es una experiencia genial, sobre todo si te gusta la naturaleza. Coincido contigo en que siempre es bueno tener algún día de margen para imprevistos… A nosotros nos anularon una excursión el día anterior, nos ofrecieron otra fecha pero ya no teníamos días disponibles, así que tuvimos que buscar otra alternativa…
      Si finalmente os animáis a ir a Australia, no dudéis en escribirnos si tenéis dudas. Un abrazo!

  4. ¡Qué bien aprovechasteis vuestro viaje de 15 días por Australia!

    Nosotros estuvimos 10 días en el país, después de pasar otros tantos en Nueva Zelanda, y aunque visitamos Sydney, Cairns, Melbourne y la GOR, lógicamente nos quedaron muchísimos sitios por ver.

    Las Blue Mountains, Brisbane y Port Douglas quedaron para el próximo viaje a Australia, porque tenemos claro que volveremos. El problema es que es un país tan caro que hacer un viaje largo implica un gran desembolso de dinero.

    A las Blue Mountaisn ¿fuisteis por libre o con una excursión?

    Saludos.

    1. Sí, la verdad es que es un desembolso muy importante y cuesta tomar la decisión… A nosotros también nos encantaría volver, pero tendremos que dejar pasar algunos años.
      Pues a las Blue Mountains fuimos por nuestra cuenta, en coche desde Sídney. Pero también es posible ir en tren, por lo que estuvimos viendo hay bastante opción de horarios. Luego allí se pueden hacer rutas por tu cuenta o también adquirir entradas para el Scenic World, que es el teleférico que te lleva por el medio de las montañas.

  5. Confieso que a mi Australia no me llama. No es de esos destinos por los que cruzaría el mundo (y no queda más remedio que hacerlo). Estoy segura que ver Sidney y su emblemática ópera, esas playas rodeadas de arrecifes o pingüinos debe ser muy chulo. Sin duda como bien decís, 15 días no son muchos y después de un viaje tan largo no queda más remedio que aplicarse a fondo para sacar partido al destino. Debe ser complicado organizar una ruta perfecta por un país tan grande, cada viajero tendrá sus propios gustos, pero si alguna vez voy a conocer este país creo el monolito de Uluru estaría entre mis imprescindibles.

    1. Es un país que tiene que llamarte la atención para que te compense el trayecto… A mí en un principio me llamaba más Nueva Zelanda, pero a medida que leía sobre Australia me iba llamando más la atención. Es un destino para los amantes de los animales y la naturaleza, aunque Sídney y Melbourne son ciudades muy interesantes. Nosotros nos planteamos ir a Uluru, pero quedaba muy lejos de todo lo demás que queríamos ver, así que descartamos por tiempo y dinero. Lamentablemente, por lo hemos leído por ahí está bastante masificado…

  6. ¡Puf! Que presión cruzarse medio mundo y tener sólo 15 días. Menos mal que está claro que aprovechasteis muy bien el tiempo y es normal que os tuvieseis que dedicar a «lo más turístico», porque si no es imposible. Australia es uno de nuestros pendientes, pero tendremos que esperar a tener la posibilidad de hacer un viaje largo ¡¡es un lugar al que es difícil que vuelvas en un corto plazo!!. Artículos como el vuestro nos vienen genial, porque permiten ir construyendo un viaje propio a partir de los imprescindibles y sobre todo, ir planificando una ruta para optimizar el tiempo de viaje.

    1. Sí, es cierto que con solo 15 días es imposible no ir a toda velocidad… Me alegro de que te parezca útil el artículo y, ya sabes, si un día decides lanzarte e ir a Australia, pregúntanos dudas y te ayudaremos en todo lo que podamos 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad

Información básica acerca de la protección de datos

  • Responsable: Nunca sin viaje (Raquel Lugo)
  • Finalidad: Responder a las consultas o comentarios que realices en el blog.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado (tú, que me escribes).
  • Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal.
  • Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir tus datos.
  • Más información: Puedes ampliar información acerca de la protección de datos en el siguiente enlace:política de privacidad

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración de tu navegador u obtener más información aquí.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar